SALA PENAL LIQUIDADORA

Auto supremo Nº: 082/12

Fecha : Sucre, 21 de mayo de 2012.

Expediente : 117/2008

Distrito : La Paz

Partes : Ministerio Público y Ana María Choque Villca c/ Igor Jaime

Ramírez Guerra Juana Francisca Ramírez Solares y Clorinda

Guerra Rodríguez.

Delito : Apropiación Indebida, Abuso de Confianza, Falsedad Material

Falsedad Ideológica, Uso de Instrumento Falsificado y Robo.


VISTOS:El Recurso de Casación de 08 de mayo de 2008 interpuesto por Juana Ramírez Solares (fs. 2195 a 2200 vta.), impugnando el Auto de Vista Nº 300/08 de 4 de abril de 2008 (fs. 2186 y vta.), pronunciado por la Sala Penal Primera de la Corte Superior del Distrito Judicial de La Paz, dentro del proceso penal de acción pública seguido por el Ministerio Público y Ana María Choque Villca contra Igor Jaime Ramírez Guerra, Juana Francisca Ramírez Solares y Clorinda Guerra Rodríguez, por los delitos de Apropiación Indebida, Abuso de Confianza, Falsedad Material, Falsedad Ideológica, Uso de Instrumento Falsificado y Robo previstos y sancionados por los arts. 345, 346, 198, 199, 203 y 331 del Código Penal, el Requerimiento Fiscal de fs. 2209 y 2210; los antecedentes, y;

CONSIDERANDO I:Que, sustanciado el proceso por el Juzgado Tercero de Partido en lo Penal Liquidador de la ciudad de La Paz - Bolivia, se dictó Sentencia de fecha 25 de octubre de 2007 (fs. 2123 a 2127), mediante la cual declaró a: 1) Igor Ramírez Guerra, autor y culpable del delito de Apropiación Indebida previsto y sancionado en el art. 345 del Código Penal, condenándolo a cumplir una pena privativa de libertad de dos años a cumplirse en el Penal de "San Pedro" de esa ciudad, más al pago de daño civil, gastos y costas del juicio a favor del Estado, a ser calificadas en ejecución de Sentencia; absolviéndolo de pena y culpa de la presunta comisión de los delitos de Abuso de Confianza, Falsedad Material, Falsedad Ideológica, Uso de Instrumento Falsificado y Robo previstos y sancionados en los art. 346, 198, 199, 203 y 331 del Código Penal; 2) a Juana Francisca Ramírez Solares autora y culpable en grado de complicidad del delito de Apropiación Indebida previsto y sancionado en el art. 345 en relación al 23 del Código Penal, condenándola a cumplir una pena privativa de libertad de seis meses a cumplirse en el Centro de Orientación Femenina de la Zona de Obrajes de esa ciudad, más al pago de daño civil, gastos y costas del juicio a favor del Estado a ser calificadas en Ejecución de Sentencia; 3) A Clorinda Guerra Rodríguez absuelta de culpa y pena de la presunta comisión de los delitos Falsedad Material, Falsedad Ideológica y Uso de Instrumento Falsificado previstos y sancionados en los arts. 198, 199, 203 del Código Penal en Grado de Complicidad conforme al art. 23 del Sustantivo Penal.

La referida Sentencia fue apelada por la querellante Ana María Choque vda. de Ramírez de fs. 2147 a 2149 y por los acusados Igor Jaime Ramírez Guerra y Juana Francisca Ramírez Solares de fs. 2154 a 2160, por lo que Tribunal de alzada, Sala Penal Primera de la Corte Superior del Distrito Judicial de La Paz a través del Auto de Vista Nº 300/08 de 4 de abril de 2008 (fs. 2186 y vta.) anuló obrados hasta fs. 1232 "A".

En ese contexto e impugnando el citado Auto de Vista, la co-procesada Juana Francisca Ramírez Solares interpone Recurso de Casación de fs. 2195 a 2200 vta. alegando:

1.- Que, a) No existe vínculo matrimonial entre Jaime Ramírez Solares y Ana Choque Villca; b) Ana María Choque Villca no tiene derecho a reclamar robo y apropiación indebida de los bienes gananciales de Jaime Ramírez Solares y Clorinda Guerra; c) No ha probado la existencia de bienes de valor que asciende a $us. 15.000 (Quince Mil 00/100 Dólares Americanos); d) Que las cuentas bancarias pertenecían a Jaime Ramírez y Clorinda Guerra como bienes gananciales y que la tarjeta de cajero automático pertenece a Igor Ramírez guerra, y; e) Que los herederos forzosos entran en posesión del patrimonio dejado por el de cujus.

2.- Señala, que no existe ningún delito cometido contra Ana María Choque Villca, porque ella no ha demostrado su calidad de propietaria de los bienes supuestamente sustraídos en ninguna parte del proceso y más bien se ha demostrado que no tiene ningún derecho sobre los bienes del matrimonio Ramírez/Guerra, que son los que supuestamente fueron apropiados ilegítimamente.

3.- Que, de conformidad a la previsión de los arts. 134 y 135 del Código de Procedimiento Penal de 1972 el Juez de primera instancia no valoró la prueba presentada por Igor Jaime Ramírez Guerra, pues debió aplicarse los arts. 12 del Procedimiento Penal con relación al 3, 38 y 40 del Código Penal.

Concluye solicitando que de conformidad al art. 307-3) del Código de Procedimiento Penal de 1972 se Case la Resolución recurrida y se declare la extinción de la acción penal.

CONSIDERANDO II: Que, así formulado el Recurso de Casación y de la revisión detallada del proceso, se establecen los siguientes hechos:

1.- Que, en base a la denuncia formulada a fs. 1 y 2 por Ana Maria Choque Villca en contra de Igor Jaime Ramírez Guerra y Juana Ramírez Solares por los delitos de Hurto Agravado, Apropiación Indebida y Despojo, se procedió a la elaboración de Diligencias de Policía Judicial, llegando a la conclusión de fs. 380 a 388. Por lo que, previo Requerimiento Fiscal a fs. 389, se dictó Auto Inicial de la Instrucción de fs. 409 en contra de Igor Jaime Ramírez Guerra, Juana Francisca Ramírez Solares y Clorinda Guerra de Ramírez por la presunta comisión de los delitos de Apropiación Indebida, Abuso de Confianza, Falsedad Material, Falsedad Ideológica, Uso de Instrumento Falsificado y Robo, previstos y sancionados por los arts. 345, 346, 198, 199, 203 y 331 del Código Penal.

2.- Que previa las declaraciones y transcurrido el término previsto en el art. 171 del Código de Procedimiento Penal de 1972, el Requerimiento Fiscal (fs. 1019 a 1021), de fs. 1027 a 1036 se dictó Auto Final de la Instrucción de Procesamiento en contra de Igor Jaime Ramírez Guerra, Juana Ramírez Solares y Clorinda Guerra de Ramírez por haberse evidenciado suficientes indicios de culpabilidad en la comisión de los delitos previstos y sancionados en los arts. 345, 346, 198, 199, 203 y 331 del Código Penal, Apropiación Indebida, Abuso de Confianza, Falsedad Material, Falsedad Ideológica, Uso de Instrumento Falsificado y Robo.

A raíz de ello, a fs. 1043 se radica la causa en el Juzgado Cuarto de Partido en lo Penal Liquidador de la ciudad de La Paz - Bolivia, se recibe la declaración confesoria de los imputados de fs. 1059 a 1062, se instala la audiencia de apertura de debates y vista de la causa para el juzgamiento de Igor Jaime Ramírez Guerra, Juana Francisca Ramírez Solares y Clorinda Guerra de Ramírez por la presunta comisión de los delitos de Apropiación Indebida, Abuso de Confianza, Falsedad Material, Falsedad Ideológica, Uso de Instrumento Falsificado y Robo previstos y sancionados por los arts. 345, 346, 198, 199, 203 y 331 del Código Penal. Finalizado su juzgamiento, Igor Jaime Ramírez Guerra fue declarado autor y culpable del delito de Apropiación Indebida y absuelto de culpa y pena de la supuesta comisión de los delitos de Falsedad Material, Falsedad Ideológica, Uso de Instrumento Falsificado y Robo; Juana Francisca Ramírez Solares fue declarada autora y culpable del delito de Apropiación Indebida en grado de complicidad; a Clorinda Guerra Rodríguez la declaran absuelta de culpa y pena de la supuesta comisión de los delitos previstos y sancionados por los art. 198, 199, y 203 del Código Penal en Grado de Complicidad mediante Sentencia Nº 84/2007 de fecha 25 de octubre de 2007 dictada por el Juez Tercero de Partido Liquidador de la Ciudad de La Paz - Bolivia según consta de fs. 2123 a 2127, Sentencia que fue apelada mediante memorial de fs. 2147 a 2149, que es anulada por Auto de Vista Nº 300/08 de 4 de abril de 2008 y corre de fs. 2186 y vta., cuyo fallo fue impugnado mediante el Recurso de Casación de fs. 2195 a 2200 vta., y que es objeto del presente análisis.

Recurso de Casación pasado en Vista Fiscal, de acuerdo a lo previsto en el art. 306 del Código de Procedimiento Penal de 1972 y el Ministerio Público Requirió de fs. 2209 a 2211 porque se declare infundado el Recurso de Casación de fs. 2195 a 2200 de obrados.

CONSIDERANDO III: Que, del análisis de los hechos señalados, se establecen las siguientes consideraciones de derecho:

Si bien, los sujetos principales de un proceso sea querellante o querellado tienen el sagrado derecho a recurrir o impugnar una Resolución conforme lo prevé el art. 277 del Código de Procedimiento Penal de 1972, como una de las garantías internacionales reconocidas a las personas, establecida en el art. 25 de la Convención Americana sobre Derechos Humanos o Pacto de San José de Costa Rica del cual nuestro país es signatario, mediante la Ley Nº 1430 de 11 de febrero de 1993 y el art. 8 de la Declaración de los Derechos del Hombre, éste su derecho a recurrir debe estar debidamente fundamentado para su procedencia conforme lo ordena el art. 296 del Código de Procedimiento Penal de 1972.

Por ello, es que el referido Adjetivo Penal de 1972 en su art. 297 establece las causales de nulidad que para unos procesalistas es el de Casación en la forma propiamente dicha y en su art. 298 establece las causales de Casación o Casación en el fondo propiamente dicha, en el primer caso establece 10 causales de nulidad y en el segundo 4 causales de Casación; por ello, el recurrente debe establecer en qué causal invoca su Recurso o dicho de otra forma a qué causal de nulidad o de casación se adecua el Auto de Vista Recurrido; es por ello, que el art. 301 del Procedimiento Penal de 1972 establece el requisito y contenido que tendrá el Recurso de Casación; es decir, el recurrente deberá señalar las leyes que se hubieren infringido, las especificaciones de los motivos, leyes procesales que se hubieren inobservado, las Leyes sustantivas que se hubiesen violado, indicando en qué consiste el quebrantamiento de las primeras y la violación de las segundas.

Si bien, el recurrente hace una cita de los arts. 134 y 135 del Código de Procedimiento Penal de 1972, no especifica ni fundamenta cuál el quebrantamiento de estas normas procesales, no acusa ni fundamenta mucho menos cita con términos claros, concretos y precisos la Ley o Leyes violadas o aplicación falsa o errónea, menos especifica en qué consiste la violación, falsedad o error, como lo establece el art. 301 del Código de Procedimiento Penal de 1972, haciendo improcedente su Recurso.

Consiguientemente, el Auto de Vista Nº 300/2008 de 4 de abril de 2008 que corre a fs. 2186 y vta., en el cual la Sala Penal primera del Distrito Judicial de La Paz anuló obrados, los Vocales actuaron de acuerdo a lo instituido por el art. 297-3 del Código de Procedimiento Penal de 1972 con relación al art. 15 de la Ley de Organización Judicial; debido, a que la mencionada resolución se adecua a las normas referidas precedentemente; correspondiendo resolver el mencionado recurso en sujeción del art. 307-1) del Código de Procedimiento Penal de 1972.

POR TANTO: La Sala Penal Liquidadora del Tribunal Supremo de Justicia del Estado Plurinacional de Bolivia, en aplicación del art. 8- ll de la Ley Nº 212 de 23 de diciembre de 2011 aplicando el art. 307-1) del Código de Procedimiento Penal de 1972, declara: IMPROCEDENTE el Recurso de Casación de fs. 2195 a 2200 vta., deducido por JUANA RAMIREZ SOLARES contra el Auto de Vista Nº 300/08 de 4 de abril de 2008 pronunciado por la Sala Penal Primera del Distrito Judicial de La Paz, en el proceso penal de acción pública seguido a instancias del Ministerio Público y Ana María Choque Villca contra Igor Jaime Ramírez Guerra, Juana Francisca Ramírez Solares y Clorinda Guerra Rodríguez, por la comisión de los delitos de Apropiación Indebida, Abuso de Confianza, Falsedad Material, Falsedad Ideológica, Uso de Instrumento Falsificado y Robo previstos y sancionados por los arts. 345, 346, 198, 199, 203 y 331 del Código Penal, con costas.

Regístrese, comuníquese y devuélvase.-

Fdo. MAGISTRADA RELATORA DE LA SALA PENAL LIQUIDADORA:

Dra. Silvana Rojas Panoso

Fdo. MAGISTRADO DE LA SALA PENAL LIQUIDADORA:

Dr. William E. Alave Laura

Fdo. MAGISTRADA DE LA SALA PENAL LIQUIDADORA:

Dra. Maria Lourdes Bustamante Ramírez

Ante mi: Miguel Angel Romero Argote

Secretario de la Sala Penal Liquidadora