En Congreso peruano de derecho:

Dr. Tordoya plantea modificaciones a la jurisprudencia constitucional

Magistrado Dr. Marcos Fidel Tordoya en la exposición de su ensayo en una de las mesa de trabajo

Sucre 24 abril.- “La necesidad de realizar modificaciones a la jurisprudencia constitucional referente a la extinción de la acción penal por máxima duración del proceso”, se constituyó en el tema de ponencia del  ensayo del Magistrado del Tribunal Supremo de Justicia, Dr. Fidel Marcos Tordoya en una de las comisiones de trabajo del IV Congreso Nacional del Derecho Procesal Constitucional: “Los Retos del Derecho Procesal Constitucional a partir del Análisis y Evaluación de las Sentencias Constitucionales”, evento académico desarrollado entre el 19 y 20 de abril, en la ciudad peruana de Arequipa.

En la oportunidad hizo referencia, como ejemplo a dos sentencias constitucionales, en el marco de lo establecido en el Código de Procedimiento Penal Boliviano se encuentra la figura de la Extinción de la acción penal por duración máxima del proceso, señalado por el Artículo 133 sobre la Duración máxima del proceso que indica que “Todo proceso tendrá una duración máxima de tres años, contados desde el primer acto del procedimiento, salvo el caso de rebeldía”.

En ese orden, asimismo indica que “Las causas de suspensión de la prescripción suspenderán el plazo de duración del procedimiento. Cuando desaparezcan éstas, el plazo comenzará a correr nuevamente computándose el tiempo ya transcurrido”. Por tanto “Vencido el plazo, el juez o tribunal del proceso, de oficio o a petición de parte, declarará extinguida la acción penal.”

Corroborado por la disposiciones transitorias que en el Art. Tercero de la norma señala al respecto que “Las causas que deban tramitarse conforme al régimen procesal anterior, deberán ser concluidas en el plazo máximo de cinco años, computables a partir de la publicación de este Código”. Así también, “Los jueces constatarán, de oficio o a pedido de parte, el transcurso de este plazo y cuando corresponda declararán extinguida la acción penal y archivarán la causa”.

MUESTRA UN BOTÓN Y DOS SENTENCIAS

El Magistrado Tordoya puso como muestra de lo señalado un certero análisis respecto a la normativa precedente del Tribunal Constitucional en la Sentencia Nº 1716/2010R, de fecha 25 de octubre del año 2010, en el que manifiesta que el “El tribunal de Casación no tiene facultad para tramitar una petición de extinción de la acción, que en su trámite implicaría la sustanciación de una excepción que en estricta observancia del Art. 50 del Código de Procedimiento Penal boliviano”

En el ensayo académico, el Magistrado sostiene que dicha sentencia, “no  interpretó adecuadamente los principios pro-libertatis y pro-actione, como variantes del principio pro-homine. A momento de establecer que el tribunal Supremo de Justicia no es competente para conocer el incidente de Extinción de la acción penal por duración máxima del proceso, cuando la causa se encuentra en etapa de casación, ya que debería  a momento de la interpretación y análisis que se realiza del art. 50 Inc. 1) del Código de Procedimiento Penal, con relación al artículo 44 del mismo compilado legal., tomando en cuenta el derecho a la defensa y el debido proceso, también debe entenderse que el conocimiento y resolución de incidentes referentes a la extinción de la acción penal, es una competencia razonablemente implícita del Tribunal Supremo de Justicia cuando el incidente es planteado en la etapa de la casación, Aplicando claramente el principio de aplicación preferente de la ley más benigna que favorezca al imputado en lo referente a cuestiones procesales”.

La segunda muestra y como ejemplo de los aseverado por el Magistrado Tordoya, pone de manifiesto para el debate y análisis; la Sentencia del Tribunal Constitucional Nº 1529/2011-R, de fecha 11 de octubre del año 2011, sostiene que “De lo anotado precedentemente, es preciso modular la SC 1716/2010-R de 25 de octubre, en cuanto a la oportunidad de plantear la excepción de la extinción de la acción penal, en estricta observancia de la previsión legal, en los siguientes términos: Corresponde en forma exclusiva a los jueces y tribunales de primera instancia conocer la excepción de extinción de la acción penal, que podrá formularse únicamente en la etapa preparatoria así como en el transcurso del juicio oral hasta antes de dictarse sentencia. Ante el rechazo de la excepción planteada en el juicio oral, el agraviado podrá reservarse el derecho de impugnarla como agravio de apelación restringida.”

En su análisis el Dr. Tordoya que, “haciendo una  lectura de ambas sentencias, en la ratio decidendi, se tiene que la jurisprudencia de la extinción de la acción por duración máxima del proceso fue cambiada y a nuestro parecer si bien es cierto que se estuvieran precautelando aparentemente con argumentos solo de procedimiento algunos derechos como el de impugnación y en contra partida se vulneran otros derechos con igual o mayor relevancia de forma más violenta, así también los principios de celeridad procesal, la aplicación de la ley más benigna, el principio de favorabilidad, seguridad

Concluye sosteniendo que la sentencia Nº 1529/2011-R que “al haber limitado la presentación del incidente de extinción de la acción penal por duración máxima del proceso, solo hasta antes de dictar sentencia, no solo ha vulnerado el principio a la defensa, al debido proceso, sino también a la seguridad jurídica, así como la aplicación de la ley más favorable al imputado en materia penal, entre otros principios establecidos en la Constitución Política del Estado y Tratados internacionales,  por lo que existe la necesidad de modificar la jurisprudencia respecto a la extinción de la acción penal por duración máxima del proceso  y se establezca que la tramitación sea en todas las fases del proceso penal y el conocimiento de la misma sea por el juez o tribunal en que se encuentre la causa, aun si el proceso se encuentra en etapa de recurso de apelación o también en recurso de casación”.

El evento realizado en la ciudad de Arequipa – Perú, acogió a juristas y académicos tanto nacionales como del exterior, fue organizado por el Ilustre Colegio de Abogados de aquella ciudad y la Asociación Peruana de Derecho Constitucional.

Juristas peruanos y expositores internacionales, que asistieron al IV Congreso Nacional de Derecho Procesal Constitucional: “Los Retos del Derecho Procesal Constitucional a partir del Análisis y Evaluación de las Sentencias Constitucionales”, realizado en la ciudad de Arequipa-Perú. En la foto, (el cuarto de la izquierda), el Magistrado, Dr. Fidel Marcos Tordoya quien asistió al evento internacional.